Gotas de Sabiduría (4)

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Reflexión

Muchas cosas no se saben lo que valen hasta que se pierden.

La ingratitud es  hija de la soberbia.

La soberbia es la madre de todos los vicios.

Habla poco, piensa mucho y medita más.

¿De qué sirve ganar el mundo entero si pierdes tu alma?

Quien se domina a sí mismo, domina a su peor enemigo.